Usted es el visitante n°: 1149509
Seguinos en:
RUSIA 2018
Con un Messi a la altura del Barça, brilló en  la altura de Quito
Messi fue todopoderoso en los casi 3000 metros de Quito y nos lleva a Rusia. Luego de un comienzo angustiante, Leo dio cátedra, encontró socios en Di María y Enzo Pérez para hacer tres golazos y clasificarnos al Mundial.
 
Con tres goles, el mejor jugador del mundo le dio la victoria al equipo de Sampaoli, que se clasificó a la Copa del Mundo. Romero Ibarra había sorprendido con el prematuro gol ecuatoriano

Con el temor de pasar a la historia como el peor equipo de los últimos 48 años, la Selección se presentó en Ecuador con la obligación de ganar para evitar la vergüenza. Ese miedo escénico paralizó al combinado albiceleste, que desde los 40 segundos observó cómo Romero Ibarra puso el 1 a 0 a favor del dueño de casa.

Las desinteligencias defensivas protagonizadas por Gabriel Mercado y Javier Mascherano le permitieron al Tri festejar el gol tempranero que auguró la catástrofe del bicampeón del mundo. Lo único positivo para los conducidos por Jorge Sampaoli era que todavía quedaban 90 minutos por jugar.

Las veloces intervenciones de Ángel Di María fue uno de los pocos argumentos que demostró la Selección para reaccionar. Así, antes de llegar al primer cuarto de hora la combinación entre rosarinos le dio oxígeno a la

Argentina, dado que el Fideo llegó hasta el fondo y habilitó a Lionel Messi para que el mejor del mundo establezca el 1 a 1. El amor propio fue la clave para llegar a la igualdad.

Martes, 10 de octubre de 2017